El mejor vino frizzante

Última actualización: 25.05.24

 

 

Nuestras selecciones de los mejores vinos frizzantes

 

Los vinos frizzantes son los favoritos de los que prefieren bebidas sabrosas y refrescantes, con todo el sabor del vino blanco, pero con menos contenido alcohólico. Se trata de caldos frescos, de sabores afrutados y que combinan muy bien con cenas ligeras y cócteles. A continuación, comparamos algunos de los mejores frizzantes que puedes encontrar.

 

1. Viña Albali Frizzante 5.5 Blanco Verdejo

 

Quienes necesitan un pack del mejor vino frizzante del momento, pueden encontrar una atractiva oportunidad en esta propuesta de Viña Albali. Se trata de un set de 6 botellas de 750 ml de un frizzante divertido y ligero, que refrescará las reuniones y acompañará a cenas ligeras, mientras añade un toque muy especial.

Cuenta con un volumen de solo 5,5 º de alcohol, por lo que es un frizzante con baja denominación alcohólica. Mientras que, por otro lado, hay que destacar que su elaboración implica procesos naturales que le permiten adquirir una acidez bien equilibrada que va muy bien con la dulzura de su sabor.

Hay que añadir que es un frizzante que se deriva de la variedad de uva verdejo, por lo que es afrutado e intenso, de color pajizo con reflejos verdes que se pueden percibir en la copa, junto con las sutiles burbujas que le caracterizan.

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

2. Dolce Vino Blanco Frizzante

 

Dolce Bianco podría ser el mejor vino frizzante de relación calidad precio, con un diseño clásico, pero divertido, y una botella con líneas tradicionales. Con D.O IGP Tierra de Castilla León, se elabora con uvas seleccionadas de Verdejo, con parada de fermentación en frío controlada a 8 grados. De esta forma, se mantiene el sabor dulce de la fruta, al tiempo que se crean burbujas naturales, suaves y elegantes.

Se trata de un vino frizzante de corte clásico, con el color amarillo pálido y con reflejos verdes, típico de la variedad Verdejo. En nariz es muy fragante, donde predominan los olores dulces, sobre todo la golosina. En boca es muy refrescante y goloso, con los sabores varietales típicos y una burbuja fina, que crea una sensación muy agradable.

Es un vino ideal para “abrir boca” en comidas, servido fresco junto a los aperitivos, como mejillones, almejas y todo tipo de marisco fresco. Por otra parte, también es un vino adecuado para el postre.

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

3. Vino Frizzante Reina 100% Verdejo

 

De la región de Castilla y León proviene este producto, que está considerado entre los mejores vinos frizzantes del 2024. Cuenta con un sabor intenso y un volumen del 10% de alcohol, por lo que puede ser del agrado de quienes buscan un frizzante con más cuerpo, sin tener que renunciar a su frescura.

Para lograr su textura sedosa y las suaves burbujas que caracterizan a este frizzante, la marca recurre al método charmat, que es el ideal para retener los aromas de las uvas, mientras que, al mismo tiempo, logra una carbonatación suave y sin sedimentos, por lo que es un vino totalmente cristalino.

Su color es amarillo pajizo, como corresponde a un vino elaborado con uvas de variedad verdejo, con agradables aromas cítricos y notas de manzana. En boca es equilibrado, con una acidez armonizada y es perfecto para acompañar arroces o platos de pescado y pasta.

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

4. Fragantia Vino Frizzante Blanco V. T. Castilla

 

Si te resulta difícil elegir qué vino frizzante comprar, pero buscas un pack a buen precio, fíjate en lo que esta propuesta de Finca Constancia tiene para ti. Es un frizzante muy ligero, alegre y jovial, ya que solo tiene 5,5 grados de alcohol, por lo que es refrescante y marida bien con platos de risotto o quesos. 

Se elabora con uvas moscatel, recolectadas durante una vendimia nocturna que tiene lugar en el mes de septiembre. Esto permite que las uvas alcancen el momento idóneo de dulzor y aroma, los cuales se transmitirán al vino durante la fermentación. Puede considerarse incluso ligeramente meloso y se disfruta mejor al servirlo a una temperatura entre 8 y 9 ºC.

En cuanto a su apariencia, es un vino pajizo, muy cristalino y presentado en una botella tradicional. El paquete consta de 6 botellas de 750 ml, por lo que puedes hacerte con suficiente vino frizzante para que no te falte en tu próxima reunión.

 

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

5. Barbadillo VI Cool Vino Frizzante Moscatel

 

Barbadillo podría ser la mejor marca de vinos frizzantes para quienes desean algo informal y distinto. En este sentido, VI Cool ofrece un sabor exótico y complejo. Es un frizzante elaborado con uvas 100% moscatel, de allí su frescura y gran aroma. 

En nariz ofrece una agradable experiencia, con notas que recuerdan a las rosas, talco y lichis, mientras que en la boca es dulce y agradable. El proceso de fermentación que la casa Barbadillo aplica al mosto de uvas moscatel se detiene justo cuando adquiere un volumen de alcohol del 6,5 % por lo que aún conserva azúcares, los cuales le dan un toque dulce muy apetecible, ideal para maridar con quesos suaves o postres, incluso otros platos ligeramente picantes.

La mejor manera de degustar VI Cool es sirviéndose frío, a una temperatura entre 6 y 8 grados, de esta forma resulta más sencillo disfrutar de todas sus cualidades organolépticas.

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

6. Fizzy Frizzante Verdejo Vino Espumoso

 

La versión de la marca Fizzy puede ser una buena opción si estás buscando entre las ofertas más baratas del mercado. No obstante, se trata de un producto de buena calidad, que proviene de una elaboración meticulosa y controlada. 

Está fabricado con uvas verdejo, de manera específica, a base del método charmat, por lo que el gas carbónico que generan las levaduras permanece en el vino, para darle el tradicional toque refrescante. En cuanto a su sabor, se pueden distinguir notas de manzana verde, pera y cítricos, pero también sutiles toques de anís, por lo que es un vino complejo, sin dejar de ser afrutado.

Por otra parte, se presenta en una atractiva y juvenil botella clara con acabado esmerilado y una vibrante combinación de tonos que van bien con el espíritu festivo que evoca esta bebida, que puede acompañar a platos de pastas y entradas.

 

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

7. Cuatro Rayas Dolce Piacere Blanco Frizzante

 

Si te agradan los vinos golosos, el vino de la bodega Cuatro Rayas puede ser el mejor vino frizzante para ti. Se trata de un vino blanco elaborado a partir de uvas de variedad verdejo, cuya fermentación en frío se detiene al alcanzar los 8 grados de alcohol, para mantener una mayor cantidad de azúcares y así otorgar un vino de aguja ligero y sabroso.

En apariencia, es un frizzante amarillo pálido, con tonos ligeramente verdosos. En nariz se distingue por su aroma a golosinas, con un sabor refrescante y burbujas sedosas que se generan en la boca.

Viene en un pack de 6 botellas, cada una de 750 ml, con una etiqueta que identifica claramente sus características, mientras que le da una apariencia joven y elegante. Sin duda, una buena elección para endulzar tu paladar y acompañar aperitivos y platos de pescado.

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

8.  Frissé Frissé Blue Moscato 6 botellas

 

Si estás a la búsqueda de un vino frizzante, aromático y fresco, Frissé Blue Moscato, un producto  de las bodegas Felix Solis, trae para ti una propuesta atractiva a un coste asequible.

Se trata de un paquete de 6 botellas de vino frizzante, para reunir un total de 4,5 litros. Blue Moscato está elaborado a partir de uvas moscatel, de allí su carácter y sabor tan peculiares, y cuenta con un porcentaje del 7% de alcohol, por lo que es lo suficientemente ligero como para disfrutarse en una tarde de verano con amigos o como aperitivo.

Las uvas que dan origen a la bebida se cultivan en la zona de Castilla – La Mancha, una región cuyas condiciones climáticas permiten un mosto de alta calidad, lo que se transmite a la bebida.

Por otro lado, destaca la bonita presentación del frizzante, que combina un interesante tono azul de la bebida con una botella cristalina y etiquetas negras de diseño alegre.

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

9. 61 Frizzante

 

61 es un vino espumoso con Denominación de Origen Rueda, que se elabora de forma natural mediante la selección manual de uvas de la variedad Verdejo. Una vez prensadas, la fermentación se detiene mediante el frío, con lo que se obtiene la graduación alcohólica deseada y se crea la concentración perfecta de gas carbónico. El nombre “61” se debe a que el primer espumoso de la marca se embotelló en 1961.

Es un vino frizzante de corte tradicional, con un color amarillo pajizo, muy brillante y de reflejos plateados. Es de burbuja fina y suave, con corona gruesa. En copa tiene aromas frutales en los que se resaltan los olores del melocotón y los cítricos. En boca es muy fresco, vivo y con sabores frutales de melocotón, con un final largo y muy dulce.

61 Frizzante se debe servir muy frío, por lo que resulta perfecto para los aperitivos, así como para acompañar platos de pasta, comida asiática y también para postres.

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

10. Bach Frizzante Vino de aguja 100% Moscato

 

Bach Frizzante es el resultado de mezclar uvas moscatel de dos variedades diferentes, Frontignan y de Alejandría, de allí su peculiar sabor, que se distingue de otros frizzantes del mercado. Además, viene en un pack de 6 botellas, ideal para reuniones o para que no falte en casa.

Es un vino de aguja muy fresco, con gran sabor, cualidades que le han ganado muchos aficionados. Además, puede ser del agrado de quienes buscan un frizzante con más cuerpo, ya que cuenta con 11% de alcohol.

Para describir su sabor, hay que hacer énfasis en su fondo floral, el cual es fácilmente perceptible cuando se mantiene en la boca. Además, cuenta con notas olfativas de rosa, azahar y toques de bergamota y lima.

En cuanto a la manera de consumirse, es mejor mantenerlo frío hasta el momento de servirlo, a una temperatura entre 4 y 6 ºC, para que libere todas sus características.

 

Ver ofertas del día en Amazon

 

 

 

Origen y Uso

 

Ahora que ya conoces los productos que hemos seleccionado en nuestra comparativa de vinos frizzantes, ha llegado el momento de que elijas. Sin embargo, antes de hacerlo, te invitamos a que aprendas un poco más sobre este tipo de vinos, siguiendo nuestra guía en la que te contaremos de dónde provienen y cómo puedes conservarlos, entre otras cosas.

Historia

Los vinos frizzantes han cobrado mucha popularidad en los últimos tiempos. En realidad, son un tipo de vino espumoso moderno, caracterizado por su “aguja”, es decir porque contienen gas carbónico. La burbuja de estos vinos proviene de la fermentación a baja temperatura, por lo que las levaduras liberan gases que se acumulan y crean esa “aguja”. 

Al contrario que los espumosos tradicionales, como el cava o el champagne, que se fermentan en la propia botella, los frizzantes utilizan técnicas más modernas, como los tanques de acero isobarométricos, que son capaces de controlar la temperatura interior. De esta forma, durante la fermentación alcohólica, la temperatura desciende por debajo de los 5 grados, con lo que se detiene este proceso. Al hacerlo, se puede controlar el alcohol que contendrá el vino, por lo que los vinos frizzantes suelen tener muy poca concentración de alcohol. En este sentido, estos vinos suelen tener 5,5 grados.

Del mismo modo, los vinos espumosos tradicionales suelen tener mucha más presión en la botella que los frizzantes. Los primeros han de tener un mínimo de 4 bares de presión, por lo que las botellas utilizadas suelen ser más gruesas y con un cierre hermético que impida que la presión se libere.

Los vinos frizzantes, por su parte, suelen ser mucho más frescos, en gran parte debido a que contienen menos alcohol. Además, también destacan por el equilibrio de sabores, donde las notas más dulces se igualan con las ácidas, por lo que se evita la sensación empalagosa de otros vinos.

Se trata de vinos que se diferencian de los espumosos más tradicionales por sus diseños. En este sentido, los frizzantes suelen asemejarse a botellas de refresco, ya que se opta por los tapones de rosca, en contra de los tradicionales de corcho. Sin embargo, ciertas marcas aprovechan la semejanza de estos vinos con el cava, para presentar botellas anchas y gruesas, con el aspecto tradicional de las botellas de champagne. 

 

Mezclas

Seguimos con esta guía para comprar el mejor vino frizzante, con algunas recetas de cócteles que puedes elaborar con este tipo de vino. En este sentido, si te gustan los vinos blancos, puedes probar a elaborar una versión del mojito con este tipo de caldos. Para ello, debes escoger un frizzante afrutado, que no sea muy seco y mezclarlo en un vaso ancho, con hierbabuena, refresco de limón, media lima y con mucho hielo picado.

Para los que prefieren algo más dulce, pueden optar por un frizzante elaborado con Verdejo o Moscatel, que suele ser también más económico. Estos vinos son los más indicados para preparar una Mimosa Frizzante, que tiene una elaboración muy sencilla, ya que basta con mezclar vino y zumo de naranja a partes iguales en una copa alta y estrecha, de las llamadas de “flauta”.

Otra mezcla muy sencilla, es el Spritzer, para el que solo tienes que mezclar el vino frizzante blanco con algún tipo de refresco de lima como el 7Up, y adornarlo con un twist de piel de naranja.

 

Conservación

El vino frizzante, sin importar cuánto cuesta, se vende en el momento óptimo de consumo. Por este motivo, lo ideal es consumir estos vinos durante los cuatro meses siguientes a su compra, ya que no mejoran por mantenerse en la botella. Al contrario, si se almacenan durante mucho tiempo pueden comenzar a perder propiedades.

En este sentido, para conservarlos, mientras permanezcan abiertos, se pueden guardar en posición horizontal. Deben permanecer en un lugar fresco y seco, lejos de la luz directa del sol y donde no haya vibraciones ni movimientos bruscos.

Por otra parte, una vez abierto, se puede guardar hasta una semana en la nevera. Para ello, debe estar tapado y en posición vertical.

Valor nutricional

Una copa de vino frizzante con una graduación de 5,5 grados de alcohol, unos 100 gramos, contiene 40 calorías, 9 g de hidratos de carbono, así como 67 g de sodio y grasas.

 

Bebe responsablemente

Los vinos frizzantes contienen alcohol, por lo que no se debe conducir después de haberlos consumido. De igual forma, los menores de 18 años no deben consumir este tipo de bebidas.

 

 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS