Receta Gin Fizz

Última actualización: 27.05.22

 

Receta del cóctel Gin Fizz

Tiempo de preparación5 mins
Número de personas: 1

Ingredientes:

  • 6 cl de ginebra.
  • Zumo de limón o lima.
  • ½ cucharadita de azúcar.
  • 1 clara de huevo (opcional).
  • 9 cl de soda.
  • 1 guinda o cereza al marrasquino.
 

Utensilios:

  • Coctelera.

El Gin Fizz podría ser el cóctel con ginebra más consumido y apreciado de todo el mundo, al mismo tiempo es uno de los combinados más importantes de la coctelería, ya que fue una de las primeras bebidas de este tipo que se crearon, con una historia que se remonta hasta el 1887.

De aspecto sobrio y de sabor muy intenso, según la historia de la coctelería, el Gin Fizz apareció por primera vez en el siglo XIX en Nueva Orleans y obtiene su nombre por el “fizz”, que no es otra cosa que la onomatopeya de las burbujas de la soda al verterse en el vaso. Se trata de un cóctel base, cuyos ingredientes son la ginebra y el limón, por lo que cuenta con una infinidad de variaciones y derivados, creando un gran abanico de sabores diferentes.

La primera mención de este combinado aparece en la “Bartender’s Guide” de Jerry Thomas en 1887, donde aparecen hasta seis recetas diferentes de este combinado. En este sentido, los Fizz fueron muy populares en Estados Unidos entre 1900 y 1940, un periodo conocido como la época dorada de la coctelería. Su popularidad se debe, en primer lugar, a la facilidad de elaboración y versatilidad de sus ingredientes; siendo un cóctel apto para refrescarse durante el día o para disfrutar de noche. En segundo lugar, su popularidad se debe también a su sabor potente.

En este sentido, el sabor de la ginebra destaca de forma muy particular en el Gin Fizz. Esto se debe a que la acidez y sabor cítrico del limón, resalta las notas herbales de la ginebra, convirtiéndose en un cóctel perfecto para utilizar tu ginebra favorita, ya que el sabor no se verá perjudicado por el resto de ingredientes. 

Para preparar este cóctel de ginebra con limón, comenzamos por los ingredientes básicos. Aunque puedes utilizar zumo de lima o limón comprado en el supermercado, lo mejor es exprimirlo tú mismo, ya que el sabor será mucho más agradable. Una vez hayas exprimido el jugo, y tengas el resto de ingredientes preparados, solo tienes que verterlo todo en una coctelera llena de hielo.

Agita con fuerza durante un par de minutos, y un poco más si has añadido la clara de huevo, ya que este ingrediente tardará un poco más en integrarse debido al hielo. Cuando todos los ingredientes estén bien integrados, sirve en un vaso helado y con hielo, añade la soda y, si quieres, decora con una guinda.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS